EL DRAGADO DE LA VERGÜENZA

El equipo de gobierno ha empezado,  este lunes, un nuevo dragado en el Ebro para facilitar la navegación, producto del capricho de nuestro alcalde. Limpiar el Ebro cuesta en torno a los 300.000 euros, además de causar un daño medioambiental al río, supone también desembolsar cada año esta enorme cantidad de dinero público que mejor estaría invertido en otra cosa.  
En el consejo de Gerencia de Urbanismo de hoy, nuestro portavoz, Juan Martín, han pedido, de nuevo, que se cambie el tipo de barcos por otros más pequeños, para que no sea preciso dragar cada primavera el río Ebro.
“Que los barcos se adapten al Ebro y no el Ebro a los barcos» podría ser el eslogan de cualquier cosa desde una canción a esta causa que hemos abierto en FACEBOOK.

Si este coste, lo ponemos en relación con el número de viajeros que tuvimos el año pasado, que alcanzaron escasamente los 4.000, para unos cálculos previos de 15.000 o 20.000, a día de hoy podemos decir que a los zaragozanos y zaragozanas, subvencionar la navegabilidad este año nos va a costar diez euros por viajer@ mientras que el ayuntamiento subvenciona el autobús urbano con  0,26 euros. Pero sobre todo,  los trabajos de limpieza están convirtiendo el lecho del río en un cauce artificial. CHA quiere que  se modifique el tipo de barco por otros con quillas menores, como los que ofrecía en el concurso una compañía suiza, que finalmente no resultó adjudicataria del proyecto.

CHA ZGZ

La unica alternativa de izquierda aragonesista. Con independencia, coherencia y defendiendo los intereses de la ciudadanía

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.